Blogia
orientaciones

ORIENTACIONES

FRENTE AL CAPITALISMO

La humanidad sufre una "nueva crisis" capitalista pero, a diferencia de las anteriores, no parece tener armas para combatirla. En reali­dad, el sistema capitalista no está ni en crisis ni en quiebra, ya que se trata de un modelo de explotación que se reestructura en ciclos recesivos y depresivos, afectando principalmente a los trabaja­dores de todo el mundo mientras las grandes fortunas continúan obte­niendo grandes beneficios.

La banca, las altas finanzas y las grandes corporaciones han pro­vocado esta situación crítica con alevosía y precisión. Los movi­mientos especulativos de los últimos años tenían como objetivo desestabilizar las economías nacionales, con el fin de endeudar a los estados y reducir, aún más, su soberanía económica. Señalamos al Fondo Monetario Internacional, al Banco Central Europeo y al resto de instituciones económicas internacionales como instrumen­tos al servicio del capital privado, principal enemigo de los pueblos soberanos.

Paralelamente a esta guerra especulativo-financiera, la casta polí­tica nacional e internacional, subvencionada y financiada por los capita­listas, ha anunciado recortes en los, ya de por sí, penosos derechos laborales actuales. La crisis es la coartada perfecta para la imposición de un modelo laboral que perpetúa la explotación y mi­seria de los trabajadores y pensionistas, agravando su paupé­rrima situación. Denunciamos a las élites políticas por emprender una nueva guerra social en connivencia con el capitalismo.

Los medios de comunicación de masas, empresas de difusión al ser­vicio de los poderes político-financieros, controlan el debate sobre la crisis con el único fin de atacar las pocas organizaciones comu­nitarias existentes, justificando la paulatina disolución de los esta­dos, y criminalizando la verdadera labor sindical y de oposición política, ya desactivada. Advertimos que las críticas de los grandes canales mediáticos al gasto social, a las instituciones públicas y a la soberanía económica nacional forman parte de la estrategia global de disolución y aislamiento de los individuos, etapa impres­cin­dible para la dictadura glo­bal del capital y los mercados.

Manifestamos nuestro compromiso con los pueblos y sus trabaja­dores, únicos bastiones de resistencia frente al nuevo orden mun­dial basado en el expolio, la invasión, la explotación y el engaño.

LIBERTAD - DIGNIDAD – INDEPENDENCIA

SUSCRIBEN:

"Red Tercera Vía", "Línea Antagonista", Círculo "Orientaciones", "Página Transversal"

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Fustigador -

Parece que este blog, "Por una izquierda nacional" ya no existe.
Avanzaríamos algo si nos dedicáramos a converger esfuerzos y no dispersar iniciativas.

Ojo Avizor -

Este comunicado conjunto sirve en la medida que sintetiza e interrelaciona de forma adecuada y "agitadora":
º SOBERANÍA política con INDEPENDENCIA económica,
º Soberanía política e independencia económica con DIGNIDAD nacional y JUSTICIA social,
º Soberanía política, independencia económica, dignidad y justicia, con LIBERTAD popular y NECESIDAD de organizarse, poner manos a la obra, en definitiva: arrimar el hombro para luchar. Sin lucha estamos condenados
º y, por tanto, relaciona íntimamente los dos frentes de lucha: el nacional-local con el internacional-mundial.

Esto es muy importante tenerlo claro: no se puede afrontar (ni entender) el panorama nacional, sin afrontar y entender el sistema de poder internacional capitalista e imperialista.
Este comunicado desacredita de un plumazo a todos los farsantes, memos y marchosos virtuales que se llenan la boca de rupturas con el régimen y despotrican de los políticastros, pero se callan ante la mundialización criminal imperialista y el despotismo del capitalismo financiero.

El comunicado SEÑALA CLARAMENTE AL ENEMIGO, relacionando la tiranía del capital especulativo mundial con "nuestra" clase política y el poder de la PRENSA nacional: las grandes cadenas de televisión, de radios y prensa escrita son los predicadores y escribas del capital apátrida.

El Comunicado Conjunto centra el quid de la cuestión. La alternativa sólo puede levantarse atacando y señalando como enemigo del pueblo español a quien es también el enemigo de los demás pueblos de la Tierra.
Cada uno en su medio tiene el deber inexcusable (si dice querer la libertad y la justicia para su pueblo) de apoyar las resistencias en otras partes del mundo porque el enemigo es el mismo para todos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres